Saltar al contenido

15 mejores cosas que hacer en la ciudad de Baguio (Filipinas)

La ciudad de Baguio puede considerarse «altamente urbanizada», pero esta es una de las ciudades más naturales de la isla de Luzón. Si bien la economía en la ciudad de Baguio está en auge, los desarrolladores urbanos han utilizado una mano ligera al construir, reconstruir y planificar el diseño de ubran.

Encontrarás edificios históricos bellamente conservados justo al lado de nuevos edificios que facilitan la transición a la modernidad. Todos los cuales están escondidos dentro de parques verdes y colinas ondulantes. Es un uso escénico y práctico del espacio que claramente honra su historia, raíces, entorno y cultura.

También conocida como «La ciudad de los pinos», la ciudad de Baguio está situada en la ecorregión del bosque tropical de pinos de Luzón, que es el clima perfecto para fomentar el crecimiento de musgo, plantas y flores autóctonas de los climas tropicales. Mientras tanto, la ciudad se encuentra a una altitud de 1.500 metros sobre el nivel del mar, por lo que el clima no es demasiado caluroso.

En la ciudad de Baguio, los visitantes pueden esperar encontrar sitios que rindan homenaje al pasado junto con atracciones deliciosamente progresivas. Ven y velo por ti mismo.

Exploremos las mejores cosas para hacer en la ciudad de Baguio :

Índice

1. Cascadas Velo de Novia

Cascadas del velo de novia

Si bien no puede acceder a las cataratas como en los viejos tiempos, vale la pena visitar Bridal Veil Falls solo por la vista.

Contrate a un conductor privado para que lo lleve en el viaje panorámico a lo largo de Kennon Road, donde llegará a un mirador que muestra las venas del río que conducen a la cascada. Esto lo convierte en fotos fabulosas y un mini retiro tranquilo.

También hay un puente colgante cerca que solo los más valientes logran cruzar, ya que parece bastante endeble pero en realidad ha demostrado ser bastante seguro.

2. Cabeza de León

cabeza de león

Es una gran idea combinar esta atracción con Bridal Veil Falls, ya que ambas están ubicadas a lo largo de Kennon Road.

Esta cabeza de león de 40 pies de altura fue un esfuerzo de equipo de una variedad de representantes en la ciudad de Baguio. La idea de tallar la cabeza de un león gigante en la montaña fue pensada por los miembros del Lion’s Club alrededor de 1960-1970. Luego, estos miembros contrataron a un grupo de ingenieros y mineros para estabilizar y preparar la montaña de piedra caliza donde se tallaría el monumento. Finalmente, un tallador de madera filipino llamado Anselmo Bayang Day-ag dio vida a esta idea.

En persona, el tamaño de esta empresa es bastante espectacular y es una buena adición a un divertido día de turismo.

3. Parque Nacional Monte Pulag

Parque Nacional del Monte Pulag

A 2.926 metros sobre el nivel del mar, el monte Pulag se erige como el pico más alto de Luzón. Pero esa no es su única característica impresionante: sobre el monte Pulag, los visitantes pueden vislumbrar la galaxia de la Vía Láctea al amanecer. No solo eso, sino que también es famoso por una reunión de nubes alrededor de sus picos que se ha denominado «el mar de nubes». Todo esto, junto con su increíble paisaje natural, ha convertido al Parque Nacional Mt. Pulag en un destino internacional para amantes de la naturaleza, excursionistas y fanáticos de las galaxias por igual.

Hay cuatro senderos en la montaña, algunos de los cuales requieren un permiso del DENR. Planee una parada rápida en su oficina unos días antes de su caminata.

4. Mercado de la ciudad de Baguio

Mercado de la ciudad de Baguio

¿Necesitas reparar tus zapatos? ¿Quieres comprar algunos productos frescos? ¿En el mercado de una escoba hecha a mano? ¿Quieres probar Purple Yam Jam?

Todo eso y más se puede hacer en Baguio City Market.

Por supuesto, “más” se refiere a comer. Este mercado es el epicentro de la comida local fresca de la región. Siéntese en uno de los muchos puestos para probar pescado capturado localmente, fresas recién recolectadas y una amplia variedad del alimento básico filipino, Longanisa, que es una salchicha sazonada. ¡Incluso hay versiones veganas de Longanisa disponibles!

5. Museo Emilio F. Aguinaldo

Museo Emilio F. Aguinaldo

Muchos recuerdan a Emilio F. Aguinald como el presidente más joven de Filipinas y el líder monumental que guió a Filipinas hacia la república constitucional de Asia.

Emilio F. Aguinald lideró a su país durante la Revolución Filipina contra los españoles, nuevamente en la Guerra Hispanoamericana y una vez más durante la Guerra Filipino-Estadounidense.

Puede obtener más información sobre este líder revolucionario y ver algunos objetos personales pertenecientes al difunto presidente en el Museo Emilio F. Aguinald en la ciudad de Baguio. El horario del museo es de miércoles a domingo de 10:00 a 12:00 horas y luego de 13:00 a 16:00 horas.

6. Termas de Asín

Termas de Asín

Dese un chapuzón en las aguas termales y en las piscinas de aguas frías situadas en las onduladas montañas esmeralda de la ciudad de Baguio. En lo alto, donde el aire es fresco y el paisaje es impresionante, puede pasar el día en pura relajación. Y cuando te sientes lleno de energía, ese es un gran tobogán de agua que te arroja a una piscina fresca.

Hay un restaurante en el lugar que ofrece deliciosos platos filipinos a un precio excelente con un ambiente hermoso.

Consejo profesional: no vengas los fines de semana a menos que quieras encontrarte con otros durante tu chapuzón.

7. Cervecería artesanal Baguio

Cervecería Artesanal Baguio

Sal del reino de la cerveza Red Horse y adéntrate en el mundo gourmet de la cerveza artesanal.

No todos los días encuentras una cervecería artesanal en Asia, así que cuando lo hagas, debes probarlo de inmediato.

Baguio Craft Brewery es la primera cervecería de Baguio y está haciendo cosas impresionantes con 16 cervezas artesanales rotativas de barril. Si quieres probar un jonrón, su cerveza de autor llamada Lagud es una cerveza artesanal de fresa que te dejará boquiabierto.

Al igual que los campeones, Baguio Craft Brewery tiene el menú definitivo de aperitivos aptos para la cerveza, que incluyen alitas de pollo, tacos de pescado y camarones picantes marroquíes. ¡No hay nada mejor que esto!

8. Jardín Botánico

jardín Botánico

No es de extrañar que la Ciudad de los Pinos cuente con un destacado Jardín Botánico.

Sin embargo, este jardín es mucho más que flores y fauna. Se dice que es un centro espiritual donde habitan los espíritus de los nativos igorotes. Verá réplicas de cabañas nativas de los igorotes locales que rinden homenaje a su legado cultural.

Estas cabañas, por supuesto, están rodeadas de flores brillantes y plantas exuberantes que fomentan el desarrollo de una vida silvestre diversa que incluye hermosas mariposas y una variedad de especies de aves. Así que mantente atento.

9. Catedral de Nuestra Señora de la Expiación

Catedral de la Señora de la Expiación

Lo que una vez sirvió como centro de evacuación durante la ocupación japonesa durante la Segunda Guerra Mundial, ahora sirve como el destino turístico más popular en la ciudad de Baguio.

Esta iglesia católica romana se erige como el orgullo y la alegría de la ciudad de Baguio, ya que es absolutamente impresionante con características únicas que no encontrará en otras iglesias del país.

Notarás las torres de rosas de color rosa claro con vidrieras que brillan a la luz del sol. Cubierto con techos de tejas rojas oxidadas, puedes ver esta catedral desde todas las áreas de la ciudad, pero ciertamente es más hermosa de cerca.

10. Tazón Atlético de Baguio

Tazón Atlético de Baguio

Pasee por el Baguio Athletic Bowl y vea qué evento deportivo está en marcha. El campo, la pista y el estadio funcionan como el eje central de Baguio para todo lo relacionado con el atletismo, incluidos los partidos de fútbol, ​​los eventos de pista y campo y las celebraciones de festivales.

Construido en 1945, el estadio atlético ciertamente necesitaba un cambio de imagen para mejorar sus condiciones ruinosas. De 2014 a 2016, experimentó una transformación completa y ahora es una brillante obra de arte.

Visítanos los fines de semana para tener la mejor oportunidad de convertirte en un espectador local.

11. Aldea de Tam-Awan

Aldea de Tam-Awan

Ubicado en las montañas montañosas de Baguio, se encuentra un pueblo de arte desprevenido. De un vistazo, solo se ven cabañas tradicionales con techos de paja esparcidas en diferentes niveles de elevación a lo largo del bosque. Pero una vez que ingrese, descubrirá que cada cabaña es en realidad una galería de arte contemporáneo. Obtienes naturaleza y arte en un solo lugar.

Los jardines son encantadores para explorar. Encontrará un estanque Koi, senderos forestales y vistas exquisitas de la ciudad desde Tam-Awan Village. Hay una guía en el lugar que puede brindarle más información sobre las cabañas y las obras de arte que albergan.

12. Ifugao Woodcarvers’ Village

Ifugao Woodcarvers’ Village

Traditional crafts and skills like weaving and woodcarving have been preserved at the Ifugao Woodcarvers’ Village.

Here, locals carry on long standing traditions and talents with roots that span back decades. Buy some souvenirs and at the same time, you’ll be supporting a dying industry and fading art form. You can find small trinkets such as woven baskets and staple pieces like checker-printed coffee tables.

You’ll also be pleased to learn that the price tags on these items are a fraction of the price you would pay for similar items in nearby Manilla.

13. Cemetery of Negativism

Cemetery Of Negativism

Everyone can get on board with the concept of burying negative energy and unproductive thoughts. That is exactly what is happening at the Cemetery of Negativism in Baguio.

To set the scene, the first headstone that you’ll read says, “Negativism is man’s greatest self imposed infliction, his most limiting factor, his heaviest burden.” So, what else is there to do with all of this burdening negativity? Put it in the ground so that it can never escape.

Have a wander around the gravestones of negative thoughts, each monument accompanied by a childlike animal cartoon. Some thoughts are funny and some hit too close to home. There’s nothing like it.

14. Burnham Park

Burnham Park

Most popular for its giant swan boats that your can take out on the lake and paddle around, Burnham Park is a great place to spend a leisurely day with your family or sweetheart.

There are rose-bush lined jogging trails, cozy park benches overlooking the water, food stalls selling traditional Filipino dishes, hawkers selling souvenirs and knickknacks that you certainly don’t need but are fun to look at.

Come and enjoy the acres upon acres of shady pine forests and manmade lake that tourists and locals can’t get enough of.

15. Ketchup Food Community

Ketchup Food Community

With a name like that, how can you not be curious? Just to clarify what you may be thinking, they actually do serve much more than ketchup and ketchup-friendly foods at this Baguio restaurant. In fact, many of the dishes here are straight-up gourmet.

This Asian Fusion gem of a restaurant cooks up sensational dishes like Kiniing Chicken that has been smoked, seasoned, and plated in a rich ginger broth. There are Instagram-worthy desserts and fresh drinks that will bring pure nostalgia to your tongue.

Where to stay: